Cien Palabras ha cumplido 10 años. Gracias a todos.

Parece mentira. Hace diez años empece a escribir estos pequeños cuentos, y cree esta página para darlos a conocer. Al principio la intención era escribir uno cada día, pero al final la cosa se fue espaciando, lo que me remuerde la conciencia, pero que le vamos a hacer...

Os digo de verdad que intentaré ser más constante. Pero la voluntad es débil. Así que, como oí una vez: "No puedo aseguraros que lo intente, pero os aseguro que intentaré intentarlo."

Muchas, muchas gracias a todos. Gracias por leerme y, un poquito, por entenderme.


Jordi Cebrián


Éstos son mis cuentos de Cien Palabras.


Ocupan eso, 100 palabras exactas, sin contar el título.

Leed uno.
Despues otro.
Despacio, sin prisa.
Hay muchos, centenares de ellos.
Para sonreir, para reflexionar, para estremecerse...
Teneis tiempo, volved cuando querais.

25 febrero, 2002

Animales mecánicos

El bosque está lleno de animales mecánicos. Los antiguos trajeron los primeros, y se fueron de nuevo a sus estrellas. Ranas con piel de titanio y con polímeros tensoactivos por músculos. Pájaros de plumas doradas y destellos eléctricos. Serpientes, topos y lagartos artificiales. Crecen, depredan, se reproducen, y cuando dejan de funcionar, sus componentes son reutilizados. Adaptan sus diseños, mejoran sus funciones. Cuando hoy te adentras en el bosque, llevas tu repulsor eléctrico para, si te atacan lobos o reptiles biónicos, poder fundir sus circuitos. Caminas, y cuando oyes acercarse los gruñidos metálicos descubres que el repulsor no tiene pilas.

No hay comentarios: